sábado, 22 de octubre de 2011

Leyendas Urbanas sobre los videojuegos (Vol.1): La temible historia de Tales Doll.

El otro día visitando la web de unos de los humoristas de videojuegos más famosos españoles, Fadri, encontré la siguiente tira cómica, la cuál, no me hizo demasiada gracia hasta que descubrí la leyenda urbana que corría tras ella. En esta ocasión, quería haceros partícipe de una de las historias más interesantes e inquietantes en nuestro querido mundo del ocio electrónico. ¿Estáis preparados? (Haced click en la viñeta para verla en imagen real).


El Tails Doll es un mito que se formó hace años en Los Ángeles, California, cuando una madre encontró a su hijo muerto mientras estaba jugando en su consola Sega Saturn “Sonic R”. La madre al hacer su declaración a la policía dijo que el niño se pasaba mucho tiempo jugando a su consola, y que estaba obsesionado con desbloquear un “muñeco” o algo así. Un “Día de Acción de Gracias”, la madre lo llamó por tercera vez para ir a cenar, el niño no respondía y le pareció extraño, porque habían venido sus abuelos a cenar (como cada año) y él siempre los trataba con mucho cariño.

La madre fue a verlo al segundo piso y declaró que tocó insistentemente la puerta, pero el niño no respondía. Al entrar, tristemente lo encontró con los labios azules, las pupilas dilatadas y espuma en la boca. Lo peor (según señala) es que el niño estaba boca arriba con la vista perdida en el techo, y la TV repetía una y otra vez una canción que decía: “Can you feel the sunshine?” (Puedes sentir el brillo del sol?).
Según los informes de LAPD (Los Angeles Police Department) el niño murió asfixiado mientras sufría un ataque epiléptico, lo cual fue bastante raro, ya que no había antecedentes familiares de la enfermedad. Asumieron que el niño se emocionó demasiado y sufrió de espasmos, lo que lo asustó al grado de no poder respirar.

El mito surgió cuando la familia, luego del funeral, decidió donar sus cosas (cosa común en las familias americanas), y regalaron la consola al mejor amigo del niño, quién se puso a curiosear y jugar. La Sega Saturn venía con el último CD que jugó el niño, “Sonic R” y, al probarlo, vio que lo último que había hecho (según la memoria del juego) fue desbloquear a Tails Doll.

Esto fue posteado por “IRon7HuMB” (el amigo del niño que murió) en un foro, y luego se extendió el rumor del “juego maldito”.

De hecho, SEGA jamás volvió a usar el personaje en otro juego, debido a la psicosis que se formó y hasta el día de hoy la leyenda del “Tails Doll” maldito persiste…

Cuanto menos, es una historia algo triste pero muy interesante.

Os dejamos el video, que confirma que Tails Doll existió de verdad. Si yo fuese vosotros, sería un poco cauto y no miraría este video después de las doce de la noche… Por si las moscas…


Share/Bookmark

7 comentarios:

Bern dijo...

Jajaja excelente historia se me han puesto los pelos como escarpias y... el movimiento de Tails Doll da bastante grimilla!!!

Gabriel T. dijo...

=O este sonic me recuerda cuando lo tenia en mi compu como en el 2005

cuerbok dijo...

:O yo tengo ese juego y no sabia de esta leyenda!! D:

Fran dijo...

uoo, he leido el post a la 1 de la madrugada... Mal rollo no se si dormire...!

Guille! dijo...

jajaja Fran...si todavía estás vivo escríbenos un mail...no quisiéramos tener que confirmar (bajo tu ejemplo) que la leyenda urbana del Tails Doll es verdadera :-( ¡Un abrazo a todos!

Gabriel T. dijo...

:S el pobre tails no tiene la culpa, me daria miedo si hubiesen varios como el chico xD ademas lo e encontrado en Sonic & SEGA all-star racing

Eden dijo...

Yo poseía el Sonic R que venía junto al Sonic Colecction e hice lo sucedido y nada de nada... Una leyenda Urbana mas.

Otro dato a añadir, es que no es cierto que Sega dejase de usar el personaje, se volvió a usar para un juego de puzzle posteriormente.

Guille, este tema me ha encantado, a mi me gusta investigar estas cosas y espero que la proxima leyenda urbana sea la de Polybius.