jueves, 6 de diciembre de 2007

Análisis: Need for Speed Pro Street - Xbox 360.


Velocidad, Espectacularidad y Adrenalina con desenfreno, esos son los ingredientes de Need for Speed. En esta enésima parte, intitulada para la ocasión “Pro Street”, el juego sigue fielmente a sus antecesores.

Si echamos la vista atrás, Need for Speed empezó cómo un juego de carreras ilegales, con policías a nuestras espaldas, choques espectaculares y todo un espectáculo de acción y velocidad. Hace unos años, el juego dio un giro y se planteó cambiar su estilo de “coches de lujo por las carreteras” a algo así como “100% tuning”.

En este décimo primer episodio de la saga, el tuning toma su mayor amplitud. Después de maravillas como Underground, o cosas más alternativas tales y como Most Wanted o Carbono, Need for Speed Pro Street se mete de lleno en unos eventos que muchos de vosotros desconocías.

Como si de un deporte normal se tratase, Pro Street nos llevará a la cúspide del mundo del tuning para conseguir la corona del mayor piloto ilegal de la historia. Tendremos acceso a una serie de coches que podremos ir modificando y según nos sintamos preparados podremos participar en las distintas carreras.

La variedad es increíble y la amplitud del juego tampoco está nada mal. En Pro Street los conocimientos que tengamos de mecánica nos vendrán muy bien para poder preparar el coche a la perfección, pero no os preocupéis, si sois de los míos y no tenéis ni idea de realizar un ajuste correcto para que el cambio de marchas actúe en su máximo rendimiento, no os preocupéis, las facilidades están puestas para no desesperar.

Una vez con nuestro coche puesto a punto, nuestro máximo objetivo será es de ir avanzando en el juego hasta conseguir la corona de 5 puntas. Las 5 puntas correspondes a las distintas modalidades que tendremos que ir ganando si queremos ser el rey del asfalto: carreras ilegales, carreras de uno contra uno, carreras de drags, etc. Cuando consigamos quemar el neumático y posicionarnos en lo más alto del lugar podremos considerarnos un autentico maestro de este “deporte” fuera de lo común y nos dará acceso a otros eventos más complicados y emocionantes.

Una vez puestos en escena, echémosle un ojo a todos los aspectos que más nos pueden interesar para valorar este juego en su justa medida.

Gráficos:

La claridad y el mimo que se le ha aplicado a este juego es digno de mención. Los coches tienen un modelado estupendo y los reconoceremos nada más echarle un vistazo. Parece mentira que a pesar de estar tan tuneados y modificados consigamos diferenciarlos.



Las texturas aplicadas poseen una personalidad única y muchas veces estaremos sorprendidos de la solidez que presentan los modelos en pantalla. Además, y por si fuera poco, los decorados son muy extensos pero un poco ligeros en cuanto ambiente.

Esto se perdona rápidamente teniendo en cuenta que lo mejor que podemos ver en Need for Speed Pro Street es la gestión de partículas tales y como el humo (algo exagerado, pero muy molón) y el polvo (al salirse de la calzada). Además, los coches no pueden ser más espectaculares. Si la velocidad alcanzada es muy elevada, el coche durará lo que uno de verdad. Nada de “pequeños rasguños” o “carrocerías indestructibles”. En Need for Speed Pro Street tendremos que conducir muy bien para poder llegar al final del juego.

Sonido:

Los juegos de EA pecan por tener una banda sonora de grupos conocidos y de extrema calidad. Intentar hablar mal de ello es difícil. Por otra parte, los sonidos poseen grandes toques de realismo y los motores sonarán de forma distinta.

El chirrido de las ruedas es espectacular y por lo general todo el ambiente en Need for Speed Pro Street genial.

Por si fuese poco, las voces que oiremos a lo largo del juego están dobladas al español y ambientan muy bien los eventos que iremos descubriendo poco a poco.

Jugabilidad:

Cómo todo buen juego de coches, la conducción no iba ser muy distinta de la que habremos visto en otro juego. Aceleramos con los gatillos analógicos y la suavidad de la dirección dependerá un poco de cómo hayamos preparado el coche o de cómo nos guste llevarlo. El realismo es brutal. Si conectamos al juego un volante la cosa mejora a pasos agigantados.



Otro de los factores a tener en cuenta es la inteligencia artificial de los contrincantes. Es sorprendente ver como a pesar de seguir su trazada semiautomática, algunas veces cubren su posición para tratar de que te salgas al arcén y perder valiosos segundos o incluso estrellarte y pagar sumas considerables de dinero por fastidiar un coche que no era tuyo. Eso y mucho más, lo podremos ver en NFS Pro Street.

Modos de juegos:


La opción que más nos llamará la atención es la del modo en solitario en la que tendremos toda una historia por delante y desbloquearemos eventos para llevar a lo más alto del mundillo tuning. Ahora bien, si eso se os hace corto, existe la posibilidad de jugar entre amigos.

Podremos jugar con la pantalla partida entre 2 jugadores y lo que siempre viene siendo más interesante, un modo online en el participaremos con otros jugadores para conocer al mejor preparador y conductor del mundo. Este modo es muy divertido ya que además de tener una duración casi infinita, podremos ver los diseños y cambios que han realizado otros jugadores a los coches y competir contra ellos con coches propios nuestros.

S cierto que a veces los desequilibrios pueden existir, pero la gozada de poder llevar algo nuestro no tiene precio…

Conclusión:

Acercan las navidades y con la llegada de tanto juego uno duda mucho que juego adquirir. La verdad es que lo tenemos algo complicado con tanto Must Have. Need for Speed Pro Street no es un juego imprescindible, pero su temática distinta y sus gráficos impresionantes llaman mucho la atención.

La verdad es que tenemos juego para rato y si os gusta la velocidad y el mundo de los coches con muchas pegatinas, no olvidéis este título. Juegos como Forza 2 son mucho más completos y realistas, pero si lo que queréis es pasarlo bien y disfrutar de carreras callejeras, corred a por el que no os defraudará. Pro Street es uno de los mejores y más completos Need for Speed desde la era Underground… ¡Echadle un ojo!
NOTA FINAL:

7,8/10


Share/Bookmark

0 comentarios: